Consejos para ir de camping en familia

Hoy en día niños, jóvenes y adultos le dan un enorme importancia al entretenimiento online, especialmente a las redes sociales. Si bien eso no es malo, puede suceder que los lazos familiares se dejen de lado. Ir de camping en familia es una excelente opción para entretenerse mientras se fortalecen los vínculos afectivos.

Viajar al campo representa una gran oportunidad para estrechar nuestro vínculo con la naturaleza, hacer actividades en familia y explorar otro estilo de vida, aunque sea temporalmente. Si tú y tu familia quieren ir de camping deben elegir un lugar en el que todos estén de acuerdo, para que la experiencia sea positiva desde el principio.

A continuación, los mejores consejos para ir de camping en familia.

1. Llevar un equipo de campamento completo

Antes de ir de camping, lo padres deben evaluar las necesidades específicas de todos los miembros de la familia. Tienen que revisar qué elementos tienen y cuáles deben comprar. Lo más importante es la carpa y las bolsas de dormir. Luego se deben tener en cuenta otros elementos como botiquín de primeros auxilios, GPS, brújulas, mapas, navajas, cuchillos, tijeras, nevera pequeña, agua, alimentos suficientes, ollas, platos, cubiertos, jabón, champú, toallas, pasta y cepillos de dientes, entre otros.

2. Elegir el lugar correcto

Ir de camping en familia es una actividad que conlleva una gran responsabilidad. El lugar elegido debe ser apropiado y totalmente seguro. Ese campamento debe tener los servicios básicos completos como electricidad y agua potable. Debe contar con un refugio confortable por si llueve, que haya muchos árboles que protejan del sol y que tenga mesas y sillas. Para los niños es genial que haya canchas para practicar fútbol, vóley, mesa de ping-pong, etc.

3. Hacer que los niños participen durante toda la experiencia

Los niños deben participar en la experiencia de ir de camping desde el principio. Los padres deben informarles que van a ir de campamento a un lugar hermoso donde se divertirán mucho. Eso despertará interés y entusiasmo en ellos. Una vez que ya estén en el campamento, los niños deben participar de todas las actividades, asignándoles las tareas más sencillas y que no representen ningún peligro para ellos. Una vez que la experiencia finalice, ellos deben ayudar a limpiar, guardar y ordenar los elementos usados.

4. Hacer actividades variadas

Vivimos en una época donde predomina el sedentarismo. Ir de camping en familia es una excelente oportunidad para jugar, moverse, practicar deportes y realizar actividad física sencilla como caminar, correr o trotar. También es una buena oportunidad para leer cuentos, hacer fogatas, jugar al escondite, conocer la naturaleza de cerca, trepar árboles o explorar en detalle distintos paisajes naturales como ríos o bosques. La lista de posibilidades es infinita, ya que además cada uno puede usar su creatividad y proponer nuevas ideas. Ir de camping es una actividad muy sana para toda la familia, especialmente si se vive en centros urbanos.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *